¿Qué significa la tradición de las 12 uvas en año nuevo?

Esto es una antigua tradición que se emplea durante el fin de año en algunas partes del mundo y se utiliza comiendo una uva por cada campanada del reloj cuando dan las 12 de la noche y da pasa a un nuevo día y un nuevo año; cuando se ingiere una uva se piensa un deseo que se quiere se cumpla al siguiente año y así hasta acabar con las uvas conforme las doce campanadas, se dice que si no se acaban a tiempo las uvas los deseos que uno pensó no se hacen realidad; pero sabemos ¿de donde nace esta tradición?

Se dice que esta tradición comenzó en el año de 1895 en España, en Madrid para ser más exactos cuando el presidente de consejo de ministros de aquella época, un hombre llamado Práxedes Mateo Sagasta, quiso despedir el año con champagne y uvas; esto se hizo muy sonado por lo extravagante que sonaba el solo cenar esto durante año nuevo, así que muchos españoles al querer sentirse de la realeza y de la alta alcurnia quisieron repetir esto y fue lo que se cenó en algunas de las casa más pobres de la ciudad.

Para 1987 cuando ya se tenía un poco más de uso de esta tradición, pues los años subsecuentes se había seguido realizando, la prensa de la época popularizó esta tradición con un artículo llamado “las uvas milagrosas” aunque poco a poco esta tradición se fue teniendo en desuso aunque toda España ya sabía de su existencia y unos pocos aún lo empleaban.

Sin embargo para el año de 1909 los vinicultores de la ciudad de Elxe tuvieron una sobreproducción de uva y se quiso por parte de ellos revivir la tradición de las 12 uvas, y así lograron vender toda la cosecha y a partir de ese momento cada año se seguía comiendo las uvas durante la noche de año nuevo y poco a poco fue extendiéndose esa tradición a todo el mundo.