¿Qué significa que no nos podamos meter a la alberca después de comer?

Categorías : la tradición
Por:

Es clásico que cuando uno es pequeño y cuando va de vacaciones con sus papás o su familia y nos queremos pasar todo el día dentro de la alberca; no falta la mamá o tía que nos dice que no nos podemos meter a nadas sino hasta que pase una hora o nos haga digestión la comida, pero en realidad esto lo decimos de boca en boca, alguna vez ¿nos hemos tomado la molestia de averiguar si en realidad es dañino meternos a nadar después de comer y porque?

Pues una de las creencias populares nos dice que no podemos hacer esto por que después de comer gran cantidad de nuestra sangre se acumula en nuestro estómago, así que lo poco que nos queda de sangre en nuestro cuerpo no alcanzaría a darnos unos buenos reflejos, por eso se dice que uno se siente pesado después de comer, pues toda la sangre y energía esta concentrada en nuestro sistema digestivo, por lo tanto somos susceptibles a que si nos diera un calambre caeríamos fulminados y no podríamos nadar pues el peso nos haría ir hacía el fondo de la alberca inevitablemente. Esto no deja de ser meramente una creencia popular, pues es mentira que nuestra sangre se concentre en el estómago, pues la sangre queda en igual proporción en todo el cuerpo; lo cual nos mantendría totalmente funcionales y no nos mandaría al fondo de la alberca como nos dicta este mito, incluso algunos nadadores profesionales comen algo antes de la competencia para tener un poco más de energía.

Los atletas profesionales del nado no ingiere una pizza o una hamburguesota antes de la competencia, simplemente intentan comer algo sano y que les de la mayor cantidad de energía, ingieren una barra energética e incluso una barra de chocolate, pues a pesar de todo la creencia popular tiene algo de cierto, cuando se come en demasía y se nada después si existe un calambre estomacal, pero este no nos hará perder la conciencia del dolor, ya que el estómago no actúa de esta forma, lo más que nos podría llegara pasar es el tener nauseas o vomito debido a este mal, después de haber comido algo muy pesado.

Así que como conclusión; podemos meternos a nadar después de comer siempre y cuando no hagamos ejercicio extenuante dentro de la alberca si es que no queremos llenarla de vómito.

Artículos relacionados
Tema Qué significa? por: Carlos de la Torre 2017.